Propiedades Coligativas. Disminución del punto de congelación

Disminución del punto de congelación
Las disoluciones que contienen pequeñas cantidades de soluto congelan a temperaturas inferiores a las del disolvente puro. El descenso del punto de congelación en una disolución diluida, al igual que la disminución de la presión de vapor y la elevación del punto de ebullición, es directamente proporcional a la concentración molal de soluto. La relación puede expresarse como sigue:


donde:
Atc = tc disolución - tc disolvente;
m es la concentración molal de soluto; y
kc es una constante para un disolvente determinado.
La constante kc, o constante crioscópica, es de ordinario mayor que la ke, y para el agua es 1,86 °C.
El descenso del punto de congelación, al igual que la elevación del punto de ebullición, es una consecuencia directa del descenso de la presión de vapor de un disolvente por efecto del soluto. El punto de congelación de una disolución es la temperatura a la cual el disolvente tiene la misma presión de vapor en la fase líquida y en la sólida. Como la presión de vapor del disolvente disminuye en la disolución, su presión de vapor será igual a la del disolvente sólido a una temperatura más baja.



Observa en la gráfica anterior que existe una relación de proporcionalidad entre el descenso del punto de congelación y la concentración.

En la práctica aprovechamos el fenómeno del descenso del punto de congelación cuando añadimos anticongelante al radiador de un automóvil para prevenir la congelación del agua.

Constantes molares del punto de congelación y del punto de ebullición



0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada